sábado, 23 de mayo de 2009

Historia de la Psiquiatría II


Acabábamos la anterior entrada de historia de la psiquiatría hablando de Pinel. Pinel, y algunos de sus discípulos, como Esquirol, protagonizaron lo que se llama "segunda revolución psiquiátrica", quitando las cadenas y dando un trato humano a los enajenados (al menos esto es lo que dice la visión romántica de la historia psiquiátrica, siendo la realidad mucho más negra que eso). La "primera revolución psiquiátrica" merece la pena ser mencionada, pues consiste en la fundación de lo que podríamos llamar "hostpitales psiquiátricos", los primeros en el mundo. Que sepamos (eliminando historia de las civilizaciones de la antigüedad), el primer "psiquiátrico" se fundó en Valencia, más o menos en 1409. Por esa época, el internamiento suponía un avance, frente a las hogueras (ya había gente que deshechaba la Demonología, una especie de DSM de la época, como Paracelso).
En 1616 Francia, mediante un edicto, estableció los manicomios. Los directores estaban autorizados para tener a sus locos indefinidamente, y pronto convirtieron sus centros en verdaderas cárceles, donde los locos estaban encerrados con delincuientes comunes, prostitutas y demás gente que no hace bonito en la calle. Allí eran sometidos a tratos degradantes y torturas, siempre con fines terapéuticos.
Los típicos tratamientos a la locura antes de Pinel eran la inmersión, las sangrías, los azotes, el tratamiento de aterrorizar, incluso la "Silla de Darwin", ideada por el abuelo del autor de "El Origen de las Especies", que consistía en una silla que se hacía girar hasta que sangrabas por nariz y oídos, un tratamiento muy efectivo para la locura.
Cabe decir también, que con Pinel y sus seguidores, no desaparecieron las "contenciones físicas", se sustituyen las cadenas por camisas de fuerza, y se usan camas con barrotes. La historia de la psiquiatría (y no metemos aquí las corrientes "psiquiátricas" que se han desligado de la medicina, como las psicodinámicas, por ejemplo) hasta nuestros días, ha consistido casi siempre, en la estigmatización y la tortura.


8 comentarios:

Juventudes Anarquistas Cartagena dijo...

Hola, muy interesante el blog y genial recopilación de la distribuidora. Animaos a seguir subiendo, lo digo en serio puede ser muy didáctico respecto a la psicología. Os deseo mucha suerte, estamos en contacto compañeros, echadle un ojo a nuestro blog si queréis. Esperamos que todo marche bien, salud!

anita lokita dijo...

Verdaderamente, la psiquiatría es el gran desafío en el siglo presente. El miedo social a la enfermedad mental lejos de aminorar, con la el efecto mediático de la sociedad de consumo, va en aumento exponencialmente. Alejarse del patrón en cualquier dirección...

Anónimo dijo...

os visitare de vez en cuando, tiene buena pinta este blog. mucha suerte con este nuevo proyecto. un saludo

Cotrapsicología Salamanca dijo...

Muchas gracias por el comentario. Esto se irá actualizando poco a poco en la medida de nuestras posibilidades. Si queréis dejar algo para que lo colguemos o colaborar en cualquier sentido, no dudéis en poneros en contacto, sin compromiso.
Un saludo

Gerardo Gacharná dijo...

Hola, me llamo Gerardo Gacharná; colaboro en el blog Psicología Social y Socioconstruccionismo. Voy a dejar un comentario sobre su blog en el nuestro :)

Josep Seguí dijo...

¡Hola!!!

Enhorabuena por el blog. Me parece superinteresante. Ahora mismo os enlazo al nuestro y os invito a que nos visitéis y a que colaboremos en lo que poadamos.

¡Saludos!!!

Josep

Francisco Chávez dijo...

Vale la pena mencionar que a la par de Pinel y del asilo de Bicêtre, trabajaban los cuáqueros con sus "sociedades amistosas" en Inglaterra, principalmente Samuel Tuke, que buscaba el regreso del "insano" a sus formas originales. Buscaba llevar al "loco" al punto en que la sociedad acaba de surgir de la naturaleza para que se esfumara del espíritu del alienado todo lo que artificialmente ésta había colocado, apareciendo así los aspectos inalienables del hombre y con ellos la razón misma. Para Tuke, Dios era considerado como la misma Naturaleza, y mediante la interiorización y retorno a lo natural buscaba la curación.

Tanto Pinel como Tuke buscaban hacer al loco consicente de su locura (¿origen del psicoanálisis?) mediante métodos como el silencio, el juicio perpetuo y el reconocimiento en el espejo.

Recomiendo ampliamente la lectura de "El nacimiento del asilo" (Tomo II de Historia de la Locura en la Época Clásica) de M. Foucault.

Excelente entrada. Felicidades.

Cotrapsicología Salamanca dijo...

Muchas gracias, Francisco. Como siempre, haces unas aportaciones muy interesantes.